NO MÁS CARBÓN PARA LOS INGLESES

NO MÁS CARBÓN PARA LOS INGLESES

Posted by

 

El Gobierno inglés ha anunciado que va a cerrar las centrales eléctricas de carbón antes de 2025.  La medida ha sido calificada por el ejecutivo británico como  “una de las mayores y más eficientes contribuciones” del Reino Unido para reducir las emisiones de gases contaminantes. La secretaria de energía inglesa, Amber Rud,   ha calificado de “perverso” continuar dependiendo del carbón, que en la actualidad  proporciona casi un tercio  de la electricidad que consumen sus compatriotas.  Asimismo  ha anunciado que el gas se va a convertir  en el suministrador energético “central” del país por lo que se ha proyectado construir nuevas plantas alimentadas con gas en la próxima década. En palabras de la responsable de energía británica el  Reino Unido fue el primero en utilizar el carbón para alimentar su revolución industrial y ahora  va a ser la primera economía importante para escapar de sus” garras”.

Este plan del Gobierno inglés  ha sido bien acogido por los defensores del medioambiente que, no obstante, han criticado el énfasis en el gas en lugar de optar por las energías renovables. De una manera muy gráfica, el activista Simon Bullock, de la organización ecologista “Amigos de la Tierra” ha  criticado  esta nueva estrategia, al considerar que “cambiar carbón por gas es como si un alcohólico cambia dos botellas de whisky al día a dos botellas de oporto”.

Si bien el gas contamina menos que el carbón, los ecologistas sostienen que quemarlo libera cantidades significativas de dióxido de carbono y recomiendan invertir más bien en energías renovables como la solar o la eólica.

Este anuncio de  acabar con el carbón como fuente de energía en Inglaterra se  produce antes de la celebración, prevista para el próximo mes de diciembre, de la cumbre sobre Cambio Climático de la ONU en París (COP21), destinada a alcanzar un nuevo acuerdo dirigido a reducir las emisiones globales de carbono y erradicar  de forma paulatina  los combustibles fósiles.

Esta nueva  medida impulsada por el Gobierno inglés  contrasta con la  apuesta por las energías renovables  que David Cameron hizo tras ganar  las elecciones el pasado mes de mayo. Desde entonces, son varios ministros  de su Gobierno  los que ya han anunciado recortes a programas de apoyo a la energía solar, generación eólica en alta mar, biomasa y de eficiencia energética en general.

Coincidiendo con el  anuncio del ejecutivo británico de acabar con el carbón como fuente de energía se ha hecho público el informe “Atlas del carbón” publicado  por la fundación Heinrich-Böll y “Amigos de la Tierra”. En él se denuncia que  este mineral   fue en 2014 el responsable de la emisión del 44% del total de emisiones de CO2 y más de un cuarto de todos los gases de efecto invernadero. Según esta última organización  la Unión Europea se resiste a la eliminación progresiva de esta fuente de energía porque “es presa” del poderoso lobby  del carbón industrial.

En el informe también se  señala que la demanda global de carbón “sigue al alza” y va a seguir creciendo un 2% cada año hasta 2019. La mitad del consumo mundial se concentra en China, el mayor consumidor e importador global de carbón. Resulta también llamativo que la empresa King Coal (“El rey del carbón”) genera más del 40% del total de la energía en Alemania. Un total de 35 grandes empresas productoras de carbón son responsables de un tercio de las emisiones globales desde 1988, según el informe. Sin embargo, los ecologistas sostienen que el consumo de carbón para producir energía  va a decaer “a medio plazo” y  que “incluso en China hay signos de que el consumo ha llegado a su máximo”. En Estados Unidos, las empresas de carbón están al borde de la quiebra debido al cambio en el mercado hacia las energías renovables y otras fuentes de energía. En el lado opuesto están India y Rusia que siguen dependiendo del consumo de carbón para mantener el crecimiento económico.

Desde “Amigos de la Tierra y la fundación Heinrich-Böll” consideran que un aumento de la proporción de energía renovable en la UE es compatible con los requisitos de las economías industrializadas. Añaden que dicho incremento tendría “efectos importantes” en la innovación y el empleo.  Sin embargo denuncian que la UE sigue destinando casi 10.000 millones de euros al año a subvenciones a las empresas que realizan actividades vinculadas con el carbón.

La extracción y quema de carbón provoca daños irreversibles en el medio ambiente y la salud de las personas. Tan solo en la Unión Europea, los problemas relacionados con la salud cuestan más de 40.000 millones de euros al año. “El Atlas del Carbón 2015 demuestra que no existe el carbón limpio”, afirma Jagoda Munic, presidenta de Amigos de la Tierra Internacional. Keep in touch!

 

The following two tabs change content below.

Francisco

Latest posts by Francisco (see all)

Deja un comentario

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
Member of The Internet Defense League
A %d blogueros les gusta esto: